Archivos para diciembre, 2016

n-gramsci-large570

http://www.huffingtonpost.it/2014/12/31/antonio-gramsci-capodanno_n_6400400.html?ref=fbpr

Anuncios

erri-luca
Montaje realizado con un retrato del poeta y novelista Erri De Luca.

http://elasombrario.com/de-luca-democracia-insuficiente/

De miedo

Publicado: diciembre 29, 2016 en Uncategorized

Estos días en los medios de comunicación hay noticias de maltratos y muertes a mujeres de parte de hombres en diferentes partes del mundo. Antes estas muertes o maltratos de personas no se decía, se ocultaba, hoy se hacen más visibles. Y se pueden visibilizar gracias a la lucha de mujeres, ellas han sido las protagonistas y los hombres pocos hemos hecho. Y estas quejas deben seguir siendo visibles. A igual que el maltrato a menores de parte de sus tutores deportivos o escolares. Los testimonios de estas chicas y chicos son execrables, sobre todo aprovechando la posición de poder de parte de los adultos hacia los menores – es de un daño emocional, muchas veces, irreparable. Eso no puede seguir ocurriendo. Son crímenes y vejaciones con los que convivimos todos estos días. Son parte de la barbarie cotidiana con la que tenemos que luchar. Hace un tiempo leía en los diarios que un septuagenario, aparentemente apacible, que convivía con su esposa luego de una discusión conyugal, este señor que bordeaba los ochenta años cogió un cuchillo de la cocina y, en plena discusión, mató a su mujer a cuchillazos. En muertes como estas y otras de la misma violencia, te quedas por un momento mudo y balbuceas, ¿qué pudo pasar? Es la primera pregunta que se te cruza por la cabeza. Una pareja de más de cuarenta años de vida en común que uno de ellos coja un arma, en este caso un cuchillo, y la asesine, te quedas sin habla. ¿Fue algo premeditado?, ¿eran viejas heridas sin discutirlas y la saldó de la peor de las maneras? si la pareja tuvo hijas o hijos ¿las hijas y los hijos imaginaban el infierno que vivían sus padres?, ¿la mujer fallecida sabía que dormía con un asesino? Cada día los hombres damos miedo.

Carlín

Publicado: diciembre 29, 2016 en Uncategorized

opre_carlin_identificacion
http://larepublica.pe/impresa/carlincatura/834092-carlincatura-del-martes-27-de-diciembre-de-2016

Un día cualquiera

Publicado: diciembre 27, 2016 en Uncategorized

Soy cada vez consciente que sufro una deformación ocular. Quizás no quiera decir mucho o quiera decir todo lo que me ha pasado. Es un padecimiento, o una salvación, no lo sé, pero esta distorsión ocular convive conmigo desde que era niño. Sí, el autodiagnostico es que a esa torcedura ocular contribuyeron mis lecturas a lo largo de estos años que no son pocos- leo que me encamino irremediablemente a la tercera edad, sin freno y sin complejos. Me miro en el espejo y me veo las huellas del tiempo, tengo lunares de carne, pelos en las orejas, barriga abultada que posiblemente sea por el hígado graso, escucho cada vez menos debido a la hipoacusia, me olvido algunas veces (y tengo pánico que me vuelva a ocurrir, el otro día me olvidé el número de mi tarjeta del banco cuando fui a un cajero a retirar dinero), soy maniático con los horarios, la puntualidad y un poco gruñón. Muchos de mis cabellos son solo recuerdos y los que tengo ahora están encanecidos. Pero no quiero hacer ningún regate sobre esta torsión ocular. Cuando era niño me topaba circunstancialmente con una persona muy espigada, de barba cana y con un sombrero de explorador, me parecía que era Alonso Quijano, el caballero que se enfrentaba a los molinos. O los personajes de Tom Sawyer cuando íbamos con mis primos a jugar a la orillas del río. Mis padres y hermanos me decían que mis símiles se parecían un huevo a una castaña pero persistía en hacerlos sin esperar su anuencia. No. No se parecen en nada, me decían en tono de reproche. Me miran o dicen que estoy chiflado – debe ser el aire del exilio voluntario, me comentan con sardónico latiguillo. A pesar que no creían en mis parecidos yo seguía cosechándolos para mi propio mundo, era mi tesón de cabezota. Así que a veces en las esquinas del bullanguero puerto difunto, una vez me tropecé con una mujer que era parecidísima a Lauren Bacall, sí, la mismísima actriz de Hollywood, mi madre se reía por el símil y haciéndome gestos con las manos me decía que estaba chalado. Sí, más cuando ella, la supuesta actriz o reencarnación de ella, se ponía de perfil, sus ojos claros, caminar grácil y su parecido era tan increíble que me quedaba embobado, sin respirar por unos segundos. Casi no quería mirarla por mi enfermiza timidez y, claro, por su gran parecido esa bella mujer me parecía un ser de otra galaxia; sin embargo, frenaba mis entusiasmos salpimentados con aires de realidad cuando me repetía que eran mis fantasías pueriles tan denostadas por propios y por extraños. Pensé que esa deformación de mis ojos me dejaría algún día. Pero nada, es más recurrente y camino por la apenas visible línea delgada de la realidad y la ficción. Debo confesar que esta, la dislocación ocular, se ha incrementado con el paso de los años, digo sin molestarme, y dejando el lado el tono elegíaco que poco ayuda en estos casos. Es más, percibo que se ha hecho crónico. Y eso me pasa con frecuencia en los viajes, en Porto Bello conocí a un pata que se parecía mucho a un amigo de la infancia, sólo que este hablaba francés y tocaba la trompeta como un consagrado jazzman. El otro día se lo comenté a un pata que mirando un partido del equipo del Bayern de Múnich, uno de sus jugadores se parecía a un muchacho que vendía chupetes de mi adolescencia, el no sabía si ponerse serio, reírse por mi tropical (y exagerada) ocurrencia o mandarme a freír espárragos, claro, el ignoraba mi dolencia. Esto parece una página extraviada de un dietario, tal vez lo sea y no me he dado cuenta. También debo confesar que este padecimiento ha sido mi tabla salvadora, así la realidad se me hace menos chata, menos plana.

uca
PREMIO COMO “PERSONALIDAD MERITORIA DE LA CULTURA” OTORGADO A RADIO UCAMARA. OTORGADO POR EL MINISTERIO DE CULTURA EN MAYO 2016. SERÍA UNA OPCIÓN MUY VALIDA QUE EL MINISTERIO DE CULTURA ACTUAL BRINDE UN APOYO A LA RADIO

https://deunsilencioajeno.lamula.pe/2016/12/26/horror-e-injusticia-cierran-radio-ucamara-la-radio-mas-valiente-del-peru/andrea.cabel/

Hincar la rodilla

Publicado: diciembre 26, 2016 en Uncategorized

En este mundo líquido, todo es gaseoso, se esfuma. Queremos palparlo y, hala, es volátil. Todo lo que supuestamente era sólido se derrumba. Es una epidermis gelatinosa la que pisamos. Es la marca de los tiempos. Se puede palpar este signo de los tiempos en los diarios donde las noticias se esfuman a la velocidad del viento. Por eso siempre me parece oportuno hurgar en ese oficio que está codo a codo con el poder económico. Un lector o lectora nada despistada me preguntarían de arranque y con rigor y ¿la libertad de expresión? Sí, cada día es muy difícil conservar ese podio, es un derecho que se ejerce en plena tempestad. Continuamente el ejercicio de este derecho es asediado por quien tiene el poder económico y sus directrices, y también se advierte que son ejercidas por personas que fácilmente son domeñadas. Hace poco hicieron una encuesta, aquí en España, en que en un porcentaje muy alto de periodistas, decían que ellas y ellos ceden ante las presiones de sus jefes o, simplemente, se autocensuran. Con gran cinismo uno de los accionistas de un grupo económico que detenta un diario muy influyente en esta parte de la península dijo algo así en una entrevista, que esas son las reglas de juego o son como las lentejas o las comes o las dejas. Por eso ante una noticia siempre hay que tener una actitud de sospecha, de no creérsela fácil. Que hay algo detrás de ella y que a simple vista no es perceptible. Hay que recordar que son intentos diarios de avasallar una opinión propia (si es que la tenemos). Pero lo más preocupante es lo que pasa dentro de la profesión. Una muestra de esa debilidad del gremio periodístico es que hace poco en una reunión entre periodistas y la clase política de este país se entregó el premio como mejor orador al actual presidente de gobierno. El premio, como no, mostraba hasta donde baja la decencia de este oficio. Seguramente, el presidente de gobierno actual tendrá otras virtudes, pero de orador, nunca. Es una persona que cuando lanza un mensaje debe leer una chuleta ya preparada- según él porque ni su propia letra entiende, que le sacas del guión de una pregunta, entra en una nebulosa preocupante, y no puede improvisar ni una palabra y aún así con todos esos pergaminos de la retórica, le premian los periodistas como el mejor orador (para corroborar este afirmación pueden ver la hemeroteca sobre la dudosa retórica de este líder político). Es cierto que en estos tiempos líquidos hay duras presiones contra este oficio u profesión, pero también, los que están en esa corporación rápidamente y solícitamente, a la primera de cambios, hincan la rodilla sin ningún rubor.